Es importante que cuides bien la instalación, sin embargo estas tienen prácticamente ningún mantenimiento. Siempre el mejor supervisor eres tú mismo. Si observas algún error o irregularidad, es importante que nos lo hagas saber de inmediato.

La instalación tiene una vida útil de unos 50 años, por lo que los árboles o algunos otros objetos pueden causar nuevas sobras a la instalación. Esto puede causar una variaciones en la producción energética. 

Si lo prefieres Ubora se encarga de cuidarlos por ti 🙂